Paul for Prime Minister of Spain!

sábado, 17 de julio de 2010

Kágame, Zapatero


Recientemente hemos observado el ridículo espectáculo del revuelo formado en España ante la recepción, luego desechada, del tirano asesino ruandés -mi homónimo- Paul Kagame por parte de Zapatero.

Este sujeto -me refiero al "de color" [oscuro]- ha adquirido notoria fama por el asesinato en masa de miles de compatriotas suyos de la etnia hutu. Yo no entiendo mucho de etnias humanas, pero ese lío que se trajeron entre los hutus y los tutsis, matándose unos a otros como tiburones en ayunas, me recuerda bastante al jaleo que tenéis formado en España con eso de los vascos y catalanes...

Contemplo tanto a vascones como a catalufos igual que a esos tutsis y hutus, engendradores de odios mutuos, que, desde una perspectiva externa, no se entiende, porque los demás -especialmente los que no somos de vuestras especie- vemos indistinguibles a catalanes, riojanos, leoneses, vascos o extremeños. Sólo veo ruandeses en el primer caso, como sólo observo españoles en el segundo.

Posiblemente los hutus y los tutsis hablen lenguas diferentes, como los catalanes y los vascos... pero, ¿y qué...?

Son ganas de incordiar, de sentirse superior a los demás, cuando estas comunidades sociales no entran más que en el amplio saco de la vulgar igualdad.

Por lo que he aprendido hasta ahora, Zapatero lleva seis años "kagándose" en vosotros, ciscándose en la vieja España, defecando sobre vuestro patriotismo y excretando sobre vuestra unidad.

Por lo que sé, también ha hecho popó sobre vuestro bienestar económico.

No es extraño, pues, que guste de recibir a tan ilustres invitados...

8 comentarios:

lamiradarealista dijo...

Claro que le gusta recibir a tan ilustres invitados.
De hecho, entre sus más íntimos, se encuentran: un golpista venezolano, un dictador cubano, y un cocalero boliviano.

Anónimo dijo...

totalmente de acuerdo,lástima que no todos lo vean,pero también es lógico,la falta de cultura unido al bombardeo informativo de las t.v. al servicio del poder(el psoe)es lo que nos trae y mientras los politicos viviendo del cuento y asegurandose su jubilacion,deberían de sacar una ley que no caducara,para cuando terminen su nmandato hacer una auditoria de como se encontraron el pais y como lo dejan y si el resultado es negativo lo condenen con daños y perjuicios a todos los damnificados (el pueblo)verás como no jugaban con nosotros como lo hacen

Anónimo dijo...

zapato recibe a los asesinos

miguel dijo...

t has pasao un poco con el tema de los catalanes y los vascos. creo k t falta un "pelín" de informacion para hablar del tema ;)

José dijo...

Pues creo yo que ese tal Paul el Pulpo tiene una curiosa, si no depravada, forma de ver y distinguir, no sé si etnias, pueblos, nacionalidades o patriotismos. Sea como sea, creo que se le deberían aclarar unos cuantos conceptos que, creo yo, no tiene nada claros.

En primer lugar, ¿qué hace de diferente y especial el poder ver españoles y ruandeses y, en cambio, no poder ver catalanes, vascos, utus o tutsis? No será que es usted un poco miope, pulpito? Porque, vamos a ver, si hablamos de sentimientos de superioridad, no me diga que esa forma de hablar suya no da por sentada ya una superioridad de españoles o ruandeses sobre otros "regionalismos" o "etnias".

Yo no quisiera caer en esa misma miopía, pero creo que tampoco es lo mismo comparar un conflicto tribal entre etnias que se odian encarnizadamente desde hace tiempo en Africa, lo mismo que luchaban hace años entre tribus por un puñado de tierras y a las que no les importa, si hace falta, exterminar un poblado entero (o un pueblo entero) para conseguir sus propósitos por la fuerza, a las diferencias existentes desde el punto de vista cultural, histórico, lingüístico, jurídico y hasta de formas de entender el sentido del humor, entre pueblos que quieren conseguir sus metas, siempre mediante acciones pacíficas y puramente democráticas (no hablo ya, evidentemente, del terrorismo de ETA que existe todavía en el País Vasco y España entera o existía, hace mucho tiempo ya, aquí en Cataluña, con grupitos como Terra Lliure, ya extinguidos). No es lo mismo, no señor.

Lo que ocurre es que, como siempre, hay nacionalismos y nacionalismos. Y patriotismos y patriotismos. Donde dice que "yo tan sólo veo a españoles o ruandeses", ´¿por qué no dice también "yo tan sólo veo a europeos", haciendo referencia a que los españoles miran por sus intereses nacionales frente a otros como podrían ser franceses, alemanes, italianos o griegos?

Otra cosa es que se esté más o menos en acuerdo o desacuerdo con lo de la visita del tal Kagame (sin acento en la "a", no seamos vulgares y simplones). Este personaje al fin y al cabo ha ganado unas elecciones en su país para acceder a ser Presidente del Gobierno (sí, ya sé, tal vez de forma fraudulenta, como se hacen tantas cosas así en países africanos y en otras partes del mundo: hasta en España, sin ir más lejos, que aquí tampoco estamos libres de culpa.... ¿quién tira la primera piedra??). Y que conste que no estoy a favor del tal Kagame. Ni mucho menos. Al fin y al cabo, también, ha sido perseguido y procesado por crímenes contra la humanidad por genocidio. Pero, como decía, una cosa es no estar de acuerdo con un tipo como éste (ni tampoco con que sea invitado por la clase política española, por mucha diplomacia que mande) y otra muy diferente es, como se dice por aquí, confundir "la velocidad con el tocino". Como creo que ha hecho usted aquí, señor Pulpo.



Entonces no mezclemos cosas, por favor. Cada cosa en su sitio. ¿Es criticable y hasta denunciable la actitud de políticos sin escrúpulos y la de otros tan melifluos que aceptarían cordialmente visitas de auténticos asesinos? Seguramente. Pero de ahí a utilizar, sin pies ni cabeza el mismo argumento, para arremeter contra la supuesta "superioridad de catalufos y vascones", me parece venir de alguien que no tiene ni la menor idea de la realidad en la que vivimos o tiene ganas de hablar por hablar, sin saber muy bien qué dice.

Mortal Contribuyente dijo...

Pulpeado estas jajaja, si bien la cosa va de "amistades" y similares, me permito aclarar:

Si repasamos la historia, (de la que tanto cacarean los nacionalistas) desde sus orígenes, veremos que tanto el catalanismo como el vasquismo son, en palabras de Unamuno, simples «pruritos nacionalistas» muy recientes, que en nada se corresponden con su pasado español perfectamente contrastado, sino que nacieron muy a finales del siglo XIX y que derivaron a posiciones antiespañolas que en nada se corresponden con su acendrada fidelidad histórica a España.
Pondré un par de ejemplos para no extenderme demasiado en algo que está perfectamente demostrado a pesar de la feroz posición contraria de los nacionalistas actuales:

Cuando se convocan las Cortes de Cádiz, (1810) para tratar de organizar el desastre español que se produce con la invasión napoleónica, la Junta de Cataluña exige de sus diputados el siguiente juramento:
«¿Jura Vd. contribuir con todas sus fuerzas a que se verifique la unión de todas las provincias en un gobierno "español" y superior?»

Y durante de propia Guerra de la Independencia, en el Sitio de Gerona, glorificado hasta la máxima exaltación patriótica por todos los historiadores, las milicias catalanas cantaban (en su propio idioma):
«Digasmi tu Girona/ Si te n´arrenderás. ¿Com vols que m´rendesca/ si Espanya non vol pas?».

José dijo...

Tristes ejemplos los que el Mortal contribuyente ha aportado a este aún más triste blog. Cuando desde una posición tan "prepotente" se pretende imponer un par de citas históricas que, a la postre, no merecen ni la más mínima significación en relación al tema del nacionalismo o no nacionalismo, para exaltar otro "nacionalismo" (el español) por encima de cualquier otro considerado inferior, se olvida lo más importante: el grito de todo un pueblo que desde "hace siglos" no ha hecho más que intentar mostrar sus "evidentes diferencias históricas y culturales" respecto de otras que le han sido impuestas a la fuerza. Y que nadie lector de este blog se ponga las manos a la cabeza, porque la evidencia histórica está ahí. Lo triste es que, posiciones como las vuestras lo único que consiguen es completamente lo contrario a lo que buscáis: ahondar aún más en el odio mutuo sin posibilidad de acercamiento. Continuad por ese camino y veréis a qué se llegará....

Tristes opiniones para un aún más triste blog. Me dais penita!

Paul el Pulpo dijo...

Más penita me dan las opiniones que, cobardes como tú, "José", desde el anonimato manifestáis desde vuestro acomplejado sentimiento "diferencial":

"eE grito de todo un pueblo que desde "hace siglos" no ha hecho más que intentar mostrar sus 'evidentes diferencias históricas y culturales' respecto de otras que le han sido impuestas a la fuerza".

¿Qué "evidentes diferencias históricas y culturales"...?

...Los que pensáis así sois un pedazo de nazis, racistas y, evidentemente, acomplejados que intentáis disimular creyéndood superiores XDDDD